En la cara norte de Montserrat

Sébastien Berthe se lleva la primera repetición de ‘Arco Iris’ (200m 8c+)

El escalador belga se quita la espina que le dejó 'Arco Iris' la pasada primavera y se apunta la primera repetición en libre. Berthe coincide en la propuesta de 8c+ que lanzó Edu Marín
Redacción
COMPARTE EN:
Sébastien Berthe escalando Arco Iris
Sébastien Berthe surcando el desplome del Plàtan, en Montserrat. Foto / Josep Climent

Sébastien Berthe se ha apuntado la primera repetición de Arco Iris (200m 8c+), en El Plàtan, en la cara norte de Montserrat. El belga ha invertido cuatro días para escalar en libre la que actualmente es la vía en pared más dura de España, con primera ascensión de Edu Marín en octubre de 2020. Marín propuso una dificultad máxima de 8c+, que se encuentra en el cuarto largo, que Berthe ha confirmado.

“Descubrí esta pared y la vía la pasada primavera, cuando encadené Tarragó en el día, la vía que los hermanos Pou liberaron justo a la derecha de Arco Iris, con la que comparte algunas secciones. Cuando probé Arco Iris me pareció mucho más dura. Fue la primera vez que sufría tanto en una vía de varios largos en el primer día de intentos. Pude encadenar el primer largo de 8b+ pero el cuarto largo, el de 8c+, me pareció muy duro a nivel físico, técnico, mental. Me fui con las manos vacías”, explica Berthe.

“En mi segundo día la vía me volvió a poner en mi sitio pero me di cuenta que si lo daba todo podía escalarla en libre”

Este verano el belga ha aprovechado una estancia en España, en preparación para un gran proyecto el próximo año, para volver a la vía: “Estaba muy cerca de Montserrat y a pesar de las altas temperaturas, volví a la pared y las condiciones eran buenas. En mi segundo día la vía me volvió a poner en mi sitio pero me di cuenta que si lo daba todo podía escalarla en libre. En la tercera jornada encontré todos los métodos en el cuarto largo y le pude dar un buen pegue a ese 8c+. Unos movimientos antes de la cadena iba muy hinchado de brazos y caí. Entonces supe que podía hacerla. Al final del día, mientras matizaba algunas secciones, rompí una presa clave y así desaparecía el único punto donde podías reposar. El cuarto largo ahora era más duro y volvían las dudas”.

Lejos de rendirse, Sébastien volvió al Plàtan el pasado domingo 25 sin muchas esperanzas, aunque decidió darle otra oportunidad: “Fui a muerte, acompañado de mi amigo Baptiste Verdin como compañero de cordada. Encadené el primer largo duro con más facilidad que en las ocasiones anteriores y en el primer intento a la tirada de 8c+ caí donde había roto la presa. Trabajé un poco más esa sección y descansé dos horas. En el segundo intento me sentía muy cansado y llegué al paso clave al límite. Luché todos y cada uno de los movimientos, quizás como nunca antes lo había hecho en mi vida. Encadené y seguí hasta arriba, encadenando al primer intento el quinto y sexto largo. Después de 9 horas en la vía estábamos en la cima del Plàtan”.

Sébastien Berthe coincide con Edu Marín en lo más duro de Arco Iris

Después de la repetición en libre, Berthe también ha opinado respecto a la dificultad de Arco Iris: “El largo más duro me ha parecido un 8c+ bien sólido, sobre todo después de que rompiera una presa. El resto de largos de octavo creo que son un poco más fáciles respecto a lo que Edu propuso. Para el L3 diría 8b en lugar de 8b+; 8a+ en L5 mejor que 8b; y 8a en lugar de 8a+ para el últimos. Veremos qué piensan los futuros repetidores”.

Tal y como ha explicado el escalador belga, el 8c+ le trajo más problemas de lo que esperaba y ha apuntado que “probando ese largo sufrí la caída más larga de mi vida, unos 25 metros”. Edu Marín añadió solo entre tres y cinco seguros en cada tirada, para hacer segura esta antigua vía de artificial abierta por Armand Ballart y German Folch entre enero y julio de 1979 y poderla forzar en libre. Sébastien dice que “los escasos seguros la convierten en un gran juego mental para ir en libre, pero creo que Edu tuvo buen criterio”.

Con la repetición de Sébastien Berthe, Arco Iris se consolida como la vía más dura en pared de España, un plus por encima de dos joyas que llevan la firma de los heramos Pou, Orbayu (500m 8c), en el Picu Urriellu, y Rayu (600m 8c), en Peña Santa de Castilla.

Sébastien Berthe y Siebe Vanhee escaladores de Bélgica
Sébastien Berthe y Siebe Vanhee celebran el rotpunkt de ‘Fly’. Foto / Julia Cassou

Las últimas ascensiones destacables de Sébastien Berthe

Arco Iris es una más de las últimas ascensiones destacables de Sébastien Berthe en pared. El belga es uno de los grandes especialistas en la actualidad en lo que a escaladas en libre de gran dificultad en vías de varios largos se refiere.

A finales del pasado mes de junio encadenó en tres días de trabajo escasamente Fly (550m 8b+), en Staldenfluh (Valle de Lauterbrunnen, Suiza), formando cordada con su compatriota Siebe Vanhee, que también la tachó. En marzo también se anotó la antes citada Tarragó (240m 8b+), unos días después de haber encadenado al flash Mind Control 8c en el Contrafort de Rumbau, en Oliana.

2020 tampoco fue un mal año para él. Entre muchas otras, completó la trilogía alpina, formada por Silbergeier, Des Kaisers Neue Kleider End of Silence en solo dos semanas, junto a Nico Favresse, con quien también hizo, en el día, Odyssee (1.400m 8a+), en la cara norte del Eiger, en Suiza.

Sébastien Berthe dio el salto a la fama cuando consiguió la séptima ascensión en libre de The Nose, en El Capitan, en Yosemite (California, USA), en noviembre de 2019. Su nombre era poco conocido entonces y sorprendió a propios y extraños con esta excelente actividad. Desde ese día ha encabezado un titular tras otro y parece que aún no conoce su límite.

Redacción
CAMP
Sebastién Berthe repite ´Tarragó´ (240m 8b+) en el día
Sigue leyendo
Siebe Vanhee y Sébastien Berthe repiten ‘Fly’ (550m 8b+)
Sigue leyendo
Sébastien Berthe tacha su primer 9a+, ‘Supercrackinette’
Sigue leyendo
E9 Planet - spring/summer 2021
Rock Empire
EPIC TV España