Inicio Actualidad Sébastien Berthe y Nico Favresse, ‘Odyssee’ (1.400m 8a+) en el día

Sébastien Berthe y Nico Favresse, ‘Odyssee’ (1.400m 8a+) en el día

Sébastien Berthe y Nico Favresse
Sébastien Berthe y Nico Favresse durante el periplo de la Trilogía Alpina. Foto / Damien Largeron

Sébastien Berthe y Nico Favresse aún tenían mecha después de completar la trilogía alpina -formada por las vías Silbergeier (250m 8b+), Des Kaisers Neue Kleider (240m 8b+), End of Silence (350m 8b+)- en un tiempo récord, a la que además sumaron Headless Children (260m 8b), y han encadenado en libre y en el día Odyssee (1.400m 8a+), en la cara norte del Eiger.

Odyssee es la vía más dura de la norte del Eiger y surca el intimidante desplome del Rote Fluh. Roger Schaeli, Robert Jasper y Simon Gitel abrieron la vía entre 2009 y 2015, y la liberaron posteriormente. La apertura y encadenamiento de Odyssee desbancó a Paciencia (900m 8a), que hasta entonces era la más difícil del Eiger.

Esta ruta de 1.400 metros de longitud, 33 largos, y que alcanza un grado de hasta 8a+ en la tirada más exigente, no solo se caracteriza por su dificultad sino también por las condiciones alpinas que se dan en la pared.

A la segunda va la vencida

«Con la trilogía completada más pronto de lo que esperábamos, aún teníamos algo de fuerza y una extraña ventana de buen tiempo en la norte del Eiger. Así que Odyssee era un objetivo obvio. Hace tres años Stephan Hanssens y yo intentamos la vía, pero tuvimos que abandonar en el largo 13 cuando la línea se convirtió en una cascada y las nubes empezaron a escupirnos. Hasta ese momento no había caído en ningún largo, que intercambiábamos con Stephane, y juré que volvería a probar esos 33 largos en libre y en el día», ha explicado Favresse en su cuenta de Instagram en relación a su primer intento en Odyssee en 2017.

Odyssee en el día con 18 horas de escalada

Ya en 2020, y una vez completado el objetivo principal, Favresse ha seguido explicando: «Con el mejor compañero que podía esperar (Sébastien Berthe) y una perfecta preparación, con la trilogía en el saco, empezamos a escalar a las 4am con las lámparas frontales. Llegamos arriba sobre las 10pm, completamente exhaustos y congelados, pero con la ascensión en libre conseguida. Y no solo eso, sino que estoy muy contento por haber completado una ascensión sin ninguna caída, escalando a vista o al flash cada largo de la vía».

A Berthe tampoco se la ha dado mal la vía, y solo ha tenido que repetir la primera tirada de 7c+ y conseguir en tres intentos el largo 29, cuando confesaba que «mis baterías se estaban acabando».