Inicio Actualidad Gonzalo Larrocha y Javi Cano, primera ascensión de ‘Bernabé’ (150m 8b)

Gonzalo Larrocha y Javi Cano, primera ascensión de ‘Bernabé’ (150m 8b)

Gonzalo Larrocha y Javi Cano escalando la vía Bernabé
Gonzalo Larrocha y Javi Cano en un de las reuniones de 'Bernabé'. Foto / Col. Javi Cano

Gonzalo Larrocha y Javi Cano han realizado la primera ascensión de Bernabé (150m 8b), en Urdón, en el Desfiladero de la Hermida (Cantabria). Larrocha y Cano han formado una cordada sólida y eficiente para encadenar la que a día de hoy es la vía de varios largos más dura del lugar.

La vía larga pionera en Urdón es Ocho Veranos Con Bruna (150m 8a), que Dani Andrada se encargó de abrir y encadenar durante el verano de 2019. Ya durante esta temporada, Andrada volvió a la carga, esta vez con José Luis Palao «Primo», y juntos establecieron Endemia (180m 8a+). Cuando la encadenaron, «Primo» reveló: «En ese mismo muro tenemos en mente hacer alguna cosas más. De hecho, Gonzalo Larrocha está con otro proyecto ahora».

El proyecto del que hablaba «Primo» es, precisamente, Bernabé, una vía equipada por el mismo Gonzalo Larrocha y que ha dedicado a uno de sus abuelos.

«Gonzalo Larrocha es un escalador muy fuerte a la vez que humilde y reservado, y tener la oportunidad de compartir cordada con él ha sido gran experiencia»

Hablamos con Javi Cano para que nos cuente todos los detalles de la ascensión, junto a Gonzalo Larrocha, de Bernabé (150m 8b).

¿Qué te llevó hasta el Desfiladero de la Hermida para probar la vía?

Hace un tiempo vi el vídeo de El Ser Salvaje, realizado por Campe, y donde Dani Andrada salía abriendo y escalando ese pedazo de muro. Desde ese momento quise probar las vias. Este verano decidimos huir del calor y esta zona es perfecta para ello. Nos organizamos un par de amigos y yo y subimos a conocer el muro. Probamos Ocho Veranos con Bruna y nos encantó.

¿Fue casual que formaras cordada con Gonzalo o ya lo habíais hablado previamente?

Pues fue casualidad, ya que durante nuestra escalada en Ocho Veranos con Bruna vimos a un chico colgado de la pared -era Gonzalo-, terminando lo que parecía una ruta espectacular. Esa era Bernabé. Hablando con él quedamos en volver algún día juntos. Gonzalo Larrocha es un escalador muy fuerte, a la vez que humilde y reservado, y tener la oportunidad de compartir cordada con él ha sido gran experiencia.

Javi Cano escalando en La Hermida
Javi Cano en ‘Bernabé’ (150m 8b). Foto / Col. Javi Cano

¿Cómo es Bernabé?

Como todas las de la pared, la vía es de chorreras y desplome. Cinco largos que arrancan con el más difícil, un 8b de 45 metros con una secuencia a bloque para superar un techo donde hay que escalar hacia abajo y después aguantar hasta la R1. Después, un tramo corto, de 20 metros, pero técnico, de 7b/+, te deja encima de una repisa buena. Desde aquí, tres largos más de 8a (30m), 7c+ (30m) y 7c/+ (25m), con un estilo único, de muchas rodillas y alguna secuencia de tensión hasta finalizar la vía. Son 150 metros de disfrute.

¿Cuánto tiempo la habéis trabajado? 

Fuimos un primer día a ver si todo estaba acabado y a probar los largos, ya que se trataba de un terreno nuevo. El segundo día fuimos a probar, sin expectativas, pero con ganas de escalar tras haber descansado un día. Tras una larga jornada salieron todos los largos.

¿Cómo fue el día del encadenamiento? ¿Cuál fue vuestra estrategia?
Ambos queríamos intentar todos los largos de primero, y dado que es un desplome, no fue tarea fácil, ya que cuando encadenábamos un largo teníamos que volver a la reunión anterior, sacar la cuerda y asegurar al compañero. Una vez encadenamos los dos cada  largo, desmontábamos de segundo y a por el siguiente. En alguna ocasión tuvimos que dar varios pegues al mismo largo, pero la verdad es que escalamos de forma bastante efectiva.
Ha sido un aprendizaje muy positivo, ya que escalar vías de esta dificultad, un largo tras otro, sin una pausa cómoda, te hace no bajar la guardia e intentar fallar en pocas ocasiones, ya que el tiempo es clave para salir por arriba.
¿Es tu vía de largos más dura encadenada en libre?
La verdad es que en mi vida como escalador de roca, creo que he hecho más metros de vías de tapia que en vías de deportiva, ya que la influencia de mi hermano Juanjo para salir a hacer escalar clásica ha sido grande. He tenido la suerte de hacer vías en Yosemite o en la Oeste del Naranjo, donde sobre todo prima subir, y en otras ocasiones hemos liberado algunas vías de dificultad, pero normalmente de autoprotección. Posiblemente Los manjares de la mía mamá 8b, en La Albujea, o Guerreros de la Roca 8a, en El Ameal de Pablo, ambas de cacharros, son las más destacadas por el momento.