Inicio Entrevistas Marco Jubes: «La escalada en roca se empieza a separar de la...

Marco Jubes: «La escalada en roca se empieza a separar de la competición»

Compartir
Marco Jubes en Joe Blau 8c+
Marco Jubes en 'Joe Blau' 8c+, una vía que encadenó en septiembre de 2017 Foto / Lena Drapella

Marco Jubes marca en su currículo el año 1998 como el primero en que se dedicó profesionalmente a la escalada. Han pasado 21 años desde esa fecha, y con 35 años, Jubes es actualmente uno de los referentes en varios campos relacionados con la escalada, como el route setting o el entrenamiento.

Como escalador ha llegado a encadenar vías de hasta 8c+, como Joe Blau, en Oliana, o problemas de boulder de hasta 8B. En competición, sus mejores resultados llegaron al proclamarse campeón de España de dificultad, en 2008, y campeón de España de boulder en 2015.

Hiperactivo por naturaleza, Marco compagina su tiempo entre el trabajo como head coach de la Selección de Escalada de Bélgica, el route setting, el entrenamiento a varios escaladores y su empresa Punk Setter. Sin olvidarse nunca de la escalada en roca, claro. Queríamos conocerlo mejor…

«Hay muy pocos deportes que se puedan realizar tanto en zonas urbanas como en la naturaleza»

¿Cómo te iniciaste en el mundo de la escalada? 

Desde pequeño empecé a practicar actividades de deportes al aire libre en los campamentos de verano. Allí despertó mi interés por la escalada. Lo había probado en varias ocasiones, pero no fue hasta 1998 cuando empecé a escalar en un rocódromo municipal en mi pueblo, donde mi hermana ya llevaba escalando un año.

¿Qué te enganchó de este deporte?

Muchas cosas. Para mí es un estilo de vida. Hay tres aspectos que me gustan mucho: saber que puedo tener siempre retos diferentes y que puedo mejorar para poder realizarlos; disfrutar de la naturaleza, entenderla y cuidarla. Hay muy pocos deportes que se puedan realizar tanto en zonas urbanas como en la naturaleza; y por último, la comunidad de escaladores. Poder compartir con un gran número de personas, viajar y escalar sin necesidad de tener el mismo nivel.

¿Te has dedicado siempre a trabajar en el sector de la escalada?

Siempre he intentado dedicarme profesionalmente a la escalada, aunque durante mucho tiempo lo compartí con otras fuentes de ingresos, trabajando en un parque de aventuras, en un camping, o como bombero forestal. Ahora mismo puedo decir que mi actividad económica viene casi al cien por cien de la escalada.

Marco Jubes CAC
Marco Jubes apoyando a CAC, con camiseta amarilla. Foto / Col. Marco Jubes

Actualmente compaginas la planificación de entrenamientos personales, el route setting y el trabajo con la Selección de Escalada de Bélgica. ¿Es difícil combinarlo todo? ¿Qué tiene más peso para ti ahora?

Sí, a veces es difícil combinarlo todo. Me gustan los tres campos, pero como dice el refrán… «El que mucho abarca poco aprieta». Por ese motivo intento dedicarme en primer lugar a mis prioridades y al resto con un menor nivel de implicación. En este momento diría que dedico un 80% al equipo belga (entrenamientos, coaching y competiciones) y un 20% al setting y a la escalada en roca, que son mis dos pasiones verdaderas. Tengo la suerte de contar con un gran equipo tanto de trabajo como de deportistas. Sabemos compartir el trabajo y lo hacemos de la mejor manera posible.

También llevas la distribución de varias marcas de presas de escalada.

Sí, hace un tiempo fundé una pequeña empresa que se llama Punk Setter, desde donde vendo presas de escalada. Desde finales de 2018 estoy asociado con Shirleys Noriega, que es quien dirige la empresa. Ella hace un gran trabajo. Estamos muy contentos y motivados y este año llegarán muchas sorpresas. Se puede ver todo nuestro trabajo y catálogo en la página web de Punk Setter.

¿Con qué marcas de presas te quedas?

Existen cuatro de las que llevamos en Punk Setter que me gustan mucho: Cheeta, Flathold, Bluepill y Blocz. Aunque esto no quiere decir que me gusten también otras marcas que no llevamos en distribución. Creo que una buena sala debe de tener de todo y ahora mismo en el mercado hay muchas marcas buenas, tanto nacionales como internacionales.

«Lo interesante de la escalada es que hay muchas variables para mejorar»

Como entrenador, ¿llevas a muchos escaladores?

Ahora mismo a nivel personal solo llevo a tres personas, con las que tengo una relación desde hace muchos años. No llevo a nadie más personas porque como comentaba antes, me dedico el 80% de mi tiempo al equipo belga.

Marco Jubes en Sharma Climbing
Marco Jubes junto a Luis Muñoz y Pol Roca, en el primer aniversario de Sharma Climbing. Foto / Ivan Torres

¿Hay diferencia en el nivel de los escaladores que entrenas o buscas una homogeneidad en los grados en que se mueven?

No necesariamente. Me gusta alguien motivado, honesto y con energía. A partir de ahí me implico al 100% con ellos o ellas.

¿Podrías definir en pocas palabras cómo debería ser un entrenamiento ideal?

Eso me recuerda a una vez que alguien me preguntó si existía una fórmula A+B = 8b. No es tan fácil como parece… Existen líneas de trabajo sobre una base de entrenamiento deportivo. Lo interesante de la escalada es que hay muchas variables para mejorar. Por ese motivo, el mejor entrenamiento para evolucionar correctamente debe ser a nivel personal y con un buen seguimiento.

«He viajado mucho y la experiencia me ha ayudado a aprender y mejorar como equipador»

¿Cuántos años llevas dedicándote al route setting?

Conseguí el título de equipador nacional en 2008. Desde entonces empecé a trabajar más con la federación catalana y en alguna competición juvenil. A partir de 2014 me dediqué de forma más completa. He viajado mucho y la experiencia me ha ayudado a aprender y mejorar como equipador.

¿Qué le recomendarías a alguien que quiere dedicarse al trabajo de equipador?

Hay que practicar mucho como equipador. Entender y estudiar el movimiento del cuerpo; entender qué es ser un competidor; ver y copiar para aprender; buscar y crear situaciones interesantes; ¡y no frustrarse!.

Recientemente fuiste seleccionado junto a Sergio Verdasco como equipador de España para trabajar en las competiciones IFSC (Internacional Federation of Sport Climbing). ¿Nos podrías explicar algún detalle sobre en qué va a consistir este nuevo enfoque de la IFSC?

La IFSC abrió unas plazas para entrar como equipador internacional. Las solicitudes las proponía cada federacion nacional. FEDME (Federación Española de Deportes de Montaña) nos propuso a Verdasco y a mí. Desafortunadamente no hemos sido seleccionados. En mi caso, como en otros muchos, la negativa se debe, según la IFSC, a no tener suficiente experiencia como equipador Internacional.

Según tengo entendido, la IFSC tan solo tiene en cuenta las competiciones oficiales, en las que no has podido participar si no eres equipador IFSC; equipador de la organización; tienes algún contacto dentro del círculo y entres como equipador oficial; o si en el país donde vives se organitzan competiciones IFSC. Al final, es un círculo muy cerrado con pocas opciones de entrar. Es el pez que se muerde la cola.

Incluso conozco los casos de personas con gran renombre y experiencia internacional, como Jorg Verhoeven, Kilian Fischhuber o Jacopo Larcher, que no han sido seleccionados por la misma razón, y ellos ya dan como perdida cualquier explicación lógica sobre la selección.

¿En qué consiste tu trabajo dentro del equipo de la Selección de Escalada de Bélgica?

Actualmente soy el head coach del equipo belga. La federación belga trabaja con una estructura a la que no estamos acostumbrados en España. Me explico… En mi equipo de trabajo somos nueve personas, al que llamamos core team. Hacemos reuniones periódicas, como mínimo una vez al mes, donde hablamos del desarrollo y avance de los atletas.

Mi trabajo consiste en la planificación y logística para las competiciones. Me dedico a la parte de coaching de competición. Doy el punto de vista técnico y analizo los errores por los cuales no se obtienen resultados. De este análisis extraigo lo que hay que hacer para mejorar los entrenamientos, trabajando conjuntamente con atletas y entrenadores. Colaboro en la creación de los entrenamientos si es necesario.

En mi equipo también hay dos entrenadores, tres fisioterapeutas, un psicólogo, un técnico de alto nivel y competición, y un coordinador de área. Este grupo es el que decide los criterios de selección y escoge a los atletas para competir.

«A nivel federativo, la Federación de Bélgica es 10 veces más pobre que la de España»

Cada país cuenta con recursos dispares para dedicar a la escalada de competición. ¿A qué nivel está Bélgica? ¿Hay mucha diferencia respecto a España?

Bélgica está mucho más adelantado a nivel económico y organizativo. Está claro que detrás de todo ha habido mucho trabajo y muchas reuniones a nivel político para conseguir los recursos. Esperemos que se vean los frutos de todo este esfuerzo pronto. En Bélgica se habla de inversión, mientras que en España se habla de gasto. Puedo asegurarte que a nivel federativo, la Federación de Bélgica es 10 veces más pobre que la de España.

Marco Jubes head coach selección belga
Marco Jubes junto a Chloé Caulier, atleta de la selección belga. Foto / Marco Jubes

Los atletas que han decidido intentar luchar por una plaza en Tokyo 2020 no lo van a tener fácil. ¿Qué supone para un deportista a nivel de esfuerzo y sacrificio intentar estar en unas olimpiadas?

El sueño olímpico es algo por lo que muchos tendrán que luchar al 100%. Respecto a los 10 primeros, podríamos saber los nombres más o menos, pero para el resto es aún incierto. Por ese motivo es normal dejar de lado muchas cosas, aunque es cierto que hay atletas jóvenes que no pueden dejar sus estudios. Toca dedicar lo máximo posible y nunca es fácil.

¿Consideras la escalada en roca y la escalada en resina como dos deportes plenamente diferenciados?

Ahora mismo se empieza a separar el tipo de escalador de roca de el de competición. Son diferentes estilos, movimientos, e incluso fisionomía. En competición no hay rocódromos de más de 20 metros. En Tokyo será de 15 metros. En cambio, en roca muchas vías superan los 25, 35 o incluso 50 metros.

Eso no implica que los escaladores de competición no quieran ir a la roca cuando estén en el periodo de no competición, aprovechando su buena forma física y realicen proyectos fácilmente.

¿Por quién apostarías para ganar el oro en Tokyo?

En chicas es mucho más evidente la selección. Yo apostaría por Janja Garnbret si no existe algo inesperado. En chicos es más complicado. Se puede jugar entre unos cinco. Diría que Jakob Schubert, Tomoa Narasaki, Adam Ondra, Alex Megos y Kokoro Fuji, aunque pueden haber sorpresas seguramente.