Inicio Actualidad Buster Martin se anota su primer 9a+ con ‘First Ley’

Buster Martin se anota su primer 9a+ con ‘First Ley’

Compartir
Buster Martin en First Ley 9a+
Buster Martin llega al 9a+ con 'First Ley'. Foto / Henry Kinman

Buster Martin se ha anotado su primer 9a+ con First Ley, en Margalef. El escalador inglés de 23 años no ha esperado a forjar una buena base en el 9a y con tan solo un noveno encadenado previamente, Rainshadow, ha saltado al 9a+.

La de Martin es la séptima ascensión de First Ley. La primera se la llevó Chris Sharma en marzo de 2010, un año antes de encadenar la línea principal de esta parte del Laboratori, First Round First Minute 9b. La segunda ascensión no llegó hasta 2016, cuando la tachó Alex Megos. El mismo año también la repetía Mateusz Haladaj. En 2017 la encadenó Stefano Ghisolfi y el pasado 2018 la consiguieron Daniel Woods y Shawn Raboutou.

First Ley comparte un parte con First Round First Minute y en su mitad superior se desvía a la izquierda para unirse a Ley Innata 8c+. Repetidores como Daniel Woods, Alex Megos o Stefano Ghisolfi la encadenaron como paso previo al premio principal, el 9b.

Buster Martin ha comentado en su cuenta de Instagram: «12 años de pasión, obsesión y grandes sueños hechos realidad. Gracias a todos los que me han asegurado y con los que he compartido buenos momentos en España. También a aquellos que me han dado consejos y me han apoyado en este inútil pero bonito proceso de hacer algo realmente duro para mí. He disfrutado cada segundo».

Buster Martin, segundo escalador británico que llega al 9a+

Con el encadenamiento de First Ley, Buster Martin se ha convertido en el segundo escalador británico que encadena un 9a+ confirmado tras Steve McClure.

McClure encadenó Overshadow, en la Malham Cove, en mayo de 2007. Esta vía es una extensión de Overnite Sensation 8a+ y propuso 9a+. El grado no se consolidó hasta mayo de 2011, cuando Adam Ondra realizó la primera y única repetición de la vía hasta la actualidad y no dudó en que se trataba de un 9a+ sólido.

Tres años antes de que McClure estableciera Overshadow, en 2004, John Gaskins había realizado la primera ascensión de Violent New Breed, en Giggleswick. Gaskins graduó la vía como 9a+ aunque a día de hoy pocos dan por válida esta línea, ya que se trata de una secuencia de movimientos duros en tan solo 6 metros, que se podrían escalar sin cuerda y que nadie ha repetido.

Steve McClure volvería al 9a+ en 2011 con una curiosa vía de travesía, que se escala sin cuerda, Finest Pedigree, en Cheedale Cornice. Este encadenamiento se quedó en una anécdota comparado con lo que vendría después. El propio McClure firmó en junio de 2017 el rotpunkt de Rainman, el primer 9b de Inglaterra. Ahora, Buster Martin se postula como un digno sucesor del veterano McClure.

View this post on Instagram

Here's the footage of me climbing First Ley 9a+ yesterday! By far the hardest thing I've climbed. Honestly the more I climb the less grades motivate. Although 9a+ has always stood out as a big goal for me. It's just a number but was the hardest in the world when I started climbing. A grade I saw as reserved for the pros, the likes of @chris_sharma and @ste_mcclure (who is the only other Brit to climb a route confirmed at the grade). It wasn't the external validation or comparison to others that inspired me. But the committment and passion it seemed to take to climb at this level. That's what motivated me to try! I'm sure most climbers can relate. As soon as I got on the route I was hooked, the grade didn't matter and I'd found the opponent for the battle id always wanted. Upon topping out I felt a perspective and gratitude for the 11 month journey it took me to get there. Applying, dedicating myself and pushing through personal barriers in the same way that has always inspired me. 😎 in the end that was the real pleasure. Pushing myself and spending time in nice places with good people. It's completely trivial and selfish but I can't get enough…. Onto the next one @moonclimbing @petzl_official @lasportivauk @lasportivagram

A post shared by Buster Martin (@bustermartin) on