Inicio Actualidad Jim Reynolds escala el Fitz Roy en solo integral

Jim Reynolds escala el Fitz Roy en solo integral

Compartir
Fitz Roy cara oeste
Cara oeste del macizo del Fitz Roy, por donde transcurre la vía que ha escalado Jim Reynolds en solo integral. Foto / Marcello Sanguineti

Jim Reynolds ha escalado en solo integral la cara oeste del Fitz Roy (3.359 metros), en la Patagonia Argentina. La noticia la ha dado en exclusiva National Geographic, que ha explicado que Reynolds completó la escalada el día 21 de marzo a través de la ruta Afanassieff (Filo Noroeste).

Reynolds no solo escaló la vía sin cuerda sino que también la destrepó. Según comenta Andrew Bisharat en el artículo, el escalador norteamericano de 25 años solo utilizó los pies de gato y una bolsa de magnesio para realizar el ascenso y descenso. Reynolds llevó una cuerda y algo de material por si lo necesitaba en caso de emergencia, pero según explica Bisharat, había olvidado el arnés y el dispositivo para rapelar.

La Afanassief no representa una dificultad en cuanto al grado, 6a+, sino más bien por ser una de las más largas del macizo (1.550 metros), encontrarse en un lugar remoto, y la posibilidad de encontrar secciones con nieve y hielo. De hecho, cerca de la cima, Reynolds encontró un tramo donde caían bloques de hielo. El no llevar casco y el miedo a que un trozo de hielo le golpeara le hizo tomar la decisión de seguir una línea por un muro desplomado a la derecha, que se acabó convirtiendo en un largo de 6c+. Una vez superado este tramo llegó a una pala de nieve, donde cambió los pies de gato por los crampones y el piolet, alcanzando la cima.

topo cara oeste Fitz Roy
Detalle de la línea escalada por Jim Reynolds. Foto / Tad MacCrea. Fuente: Rolando Garibotti

El norteamericano tardó 15 horas y 50 minutos entre el ascenso y el descenso. Reynolds realizó parte del descenso de noche, teniendo que afrontar una comprometida sección de slabs en la oscuridad. En previsión de que esto podía suceder, el escalador había marcado con magnesio durante la ascensión las regletas más difíciles de ver. Sin embargo, al bajar casi todas las marcas habían desaparecido ya que los slabs estaban mojados. Ante esta peligrosa situación estuvo tentado de utilizar la cuerda aunque finalmente pudo realizar el destrepe con éxito.

El descenso le llevó 8 horas y 30 minutos, convirtiéndose en la parte más difícil de toda la actividad. Una semana antes Jim Reynolds había realizado un primer intento pero acabó abandonando guiado por su intuición.

Además del Fitz Roy, Reynolds también ha escalado, y destrepado, las agujas Rafael Juárez y Saint-Exupéry. Ha sido la primera expedición de Jim Reynolds a la Patagonia.

Escalada en libre y en solitario en el Fitz Roy

El nombre de Jim Reynolds saltó a las primeras páginas de la actualidad después de que  firmara junto a Brad Gobright el récord de velocidad en The Nose, el 21 de octubre de 2017. Su tiempo fue de 2 horas 19 minutos y 44 segundos, superado posteriormente hasta en tres ocasiones por quien ahora sustenta el récord, Alex Honnold y Tommy Caldwell.

Seguramente, con esta ascensión sin cuerda y en libre en el Fitz Roy, Jim Reynolds conservará mucho más tiempo el mejor registro, la mejor ascensión. El Filo Noroeste, conocida popularmente como Afanassieff, fue escalado por primera vez por la cordada francesa formada por Jean y Michel Afanassieff, Guy Abert y Jean Fabre el 27 de diciembre de 1979.

La primera ascensión femenina en la vía llegó en 2009 de la mano de Paula Alegre y la más rápida la había conseguido el equipo formado por Colin Haley y Austin Siadak, en enero de 2018. La ruta no se había escalado nunca en solitario hasta la ascensión de Jim Reynolds.

Más allá de la Afanassieff, el Fitz Roy se ha escalado en solitario en varias ocasiones, aunque siempre se han utilizado cuerdas y medios de progresión artificial. Según los datos conocidos, Dean Potter, fallecido en un accidente de salto BASE en 2015, es el único escalador que había escalado en Fitz Roy en solitario y en libre, por la vía Supercanaleta en 2002. Fue una de sus mejores ascensiones. Para el descenso utilizó la cuerda.

View this post on Instagram

Even soloing is not done alone. Huge appreciation to all the people who have been a part of my journey recently and over the years. Much love for the communities of El Chaltén, Yosemite, Bishop and Trinity. Check out the link in my bio to read Nat Geo’s excellent article. ****************** My suggestion is to strive for two things in this world: The creation and propagation of the highest level of art, beauty and love that you can imagine, and to support others in their pursuit of those things. ******************* My art (as for many climbers) is the combining of our humanity with the splendor of raw nature. It is to dance through a painting. I don’t think climbing has to be selfish. It is a way to fill my cup of joy til it overflows into the rest of the world. It is gathering as much positivity as we can from the mountains and bringing it back to share amongst the people. So whatever your thing, go out there and do it!!!!!!!!!!!! **************** Photos are mine or Tad McCrea, who has been a hugely impactful teacher and great friend in my time down south #beingtowardslife #climbing #patagonia #Fitzroy #rockclimbing # Alpinism #alpineclimbing #freesolo #love #sincuerda #Argentina

A post shared by Jim Reynolds (@chimney_jim) on

Fuentes: National Geographic, Supertopo, Pataclimb.