En Oliana

Janja Garnbret encadena el primer 8c a vista femenino con ‘Fish Eye’

La escaladora eslovena empieza su gira de escalada en roca por Catalunya encadenando al primer intento y sin información previa de la vía, 'Fish Eye'
Redacción
COMPARTE EN:
Janja Garnbret escalando en Oliana
Janja Garnbret en 'Fish Eye' 8c. Foto / Roman Krajnic

Janja Garnbret ha encadenado Fish Eye 8c, en Oliana, a vista. La eslovena no ha dado muchos más detalles de momento sobre esta ascensión, que se podría considerar el primer 8c a vista femenino de la historia. Charlotte Durif encadenó a vista Les Rois du Pétrole, en Pic Saint Loup (Francia), en septiembre de 2010. El encadenamiento de Durif se anunció como el primer 8c a vista para una mujer en su momento, aunque esa vía se considera 8b+ en la actualidad.

Magí Cabestany, uno de los escaladores que presenció el a vista de Janja, nos ha explicado que «fue espectacular. En la parte de arriba le daba el sol en la cara y se iba tapando con la mano porque no veía bien los cantos. Leyó muy bien la vía. En alguna sección se equivocó pero supo rectificar y encarar los pasos por donde tocaba. Arriba del todo dudó un poco pero escaló muy sólida».

Garnbret volvió a dar noticias sobre sus escaladas en roca recientemente, después de encadenar Človek ne jezi se 8c, en Mišja Peč (Eslovenia), a finales del pasado mes de octubre. La medallista de oro en los Juegos Olímpicos de Tokio se tomó un descanso después de la cita olímpica, pero ahora está aprovechando los últimos meses del año para recuperar fuerzas después de la temporada competitiva y ha empezado su gira de roca por Catalunya.

Hace menos de un mes, la compañera de equipo de Janja, Vita Lukan también consiguió un remarcable ascenso a vista con Géminis 8b+, en Rodellar.

La eslovena de 22 años no se ha prodigado mucho en roca durante los últimos años, en los que se ha centrado casi al cien por cien en la escalada de competición. En diciembre de 2017 encadenó su primer 9a en Santa Linya, Selecció Natural, y en el mismo viaje también tachó en el mismo lugar Open Your Mind 8c+.

8c a vista en clave femenina, una ascensión para la historia 

El 8b+ era hasta ahora el máximo grado encadenado por una mujer en la historia de la escalada deportiva. La primera que lo consiguió fue Josune Bereziartu, con Hidrofobia, en el Racó de Misa (Serra de Montsant, Tarragona), en abril de 2006.

Otras cinco realizaciones femeninas destacan en el mismo grado y a vista y tuvieron un escenario en común, el Contrafort de Rumbau, en Oliana. La primera fue a cargo de Maja Vidmar, en 2010, al encadenar Humildes Pa CasaMina Markovič también encadenó a vista la misma vía en diciembre de 2014 y según su opinión, “el 8a+/b se ajustaría mejor como grado para la vía”. La tercera lleva el nombre de Kajsa Rosén, que en abril de 2016 encadenó al primer intento y sin tener ningún tipo de información previa de la vía, T1 Full Equip, 8b+ para algunos y 8c para otros. Anak Verhoeven tachó al primer intento Gorilas en la Niebla, en noviembre de 2019 y Martina Demmel encadenó en el mismo estilo, igual que Vidmar y Markovič, Humildes Pa Casa en marzo de este mismo año.

Lejos de Oliana, en Saint-Léger (Francia), en julio de 2014 Jenny Lavarda escaló Le mur des cyclopes 8b+ a vista y en el mismo país Charlotte Durif encadenó a vista la antes citada Les Rois du Pétrole.

Sasha DiGiulian se llevó en el mismo estilo Omaha Beach, en Red River Gorge, que también encadenó de la misa forma Katie Brown. Laura Rogora, en el Racó de Misa, donde Josune marcó el punto de inflexión, encadenó L-mens, en enero de 2020.

Vita Lukan igualó a todas estas escaladoras con Géminis y Janja Garnbret, ahora, ha ido un paso más allá.

Redacción
CAMP
Janja Garnbret, oro olímpico incontestable
Sigue leyendo
Vita Lukan encadena ‘Géminis’ 8b+ a vista, en Rodellar
Sigue leyendo
E9 Planet - spring/summer 2021
Rock Empire
EPIC TV España