Yuji Hirayama y ‘White Zombie’, el primer 8c a vista de la historia

Compartir

Lo hacía todos los días. Yuji Hirayama se sentaba bajo ‘White Zombie’, en la cueva de Baltzola, en el País Vasco, cogía unos prismáticos y examinaba la vía durante una hora más o menos. Este accesorio se había popularizado en las competiciones, donde los competidores contaban con un tiempo limitado para realizar el reconocimiento visual de la vía. Años antes eso hubiera sido impensable; el a vista puro no permitía conocer ningún detalle sobre la ruta.

Así empieza el vídeo del primer 8c a vista de la historia de la escalada, con un contraluz de Yuji Hirayama y sus prismáticos. El 5 de octubre de 2004 fue el día D. El escalador japonés ya llevaba tres semanas en Baltzola familiarizándose con el estilo de escalada de la cueva y había escalado unas cuantas vías vecinas. Tenía que atacar ya su principal objetivo: escalar a vista ‘White Zombie’.

El pegue de Yuji Hirayama en ‘White Zombie’ rozó la perfección. Fluyó por la roca, sin hacer más fuerza de la necesaria, concentrado y controlando la respiración. No había tocado nunca esas presas pero conocía sus formas al milímetro. No había margen de error y llegó triunfador a la cadena, sabiendo que había hecho historia. El primer 8c a vista de la escalada se convirtió en una realidad.

Yuji Hirayama escalando 'Eye of Odin' 8c+
Yuji Hirayama sigue fuerte a pesar del paso de los años. En Flatanger encadenó ‘Eye of Odin’ 8c+, en 2016 Foto / Col. Eddie Gianelloni

Más vías a vista del escalador del país del sol naciente

El mismo Hirayama había sido noticia en el 2000 con el encadenamiento también a vista de ‘Mortal Kombat’ en Castillon (Francia). La vía se consideraba entonces 8c pero Hirayama fue honesto y dijo que más bien era 8b+. Posteriores repeticiones confirmaron ese grado.

Con ‘White Zombie’ no hubo lugar a duda. Todos sus repetidores acabaron por asentar el grado. Nombres con garantías: Iker Pou, Dani Andrada, Rikar Otegi y Josune Bereziartu.

En la cueva de Baltzola Yuji Hirayama también encadenó a vista ‘Pamitxa’ 8b/+ y ‘La Secta’ 8a+/b. Por si fuera poco, también se llevó el rotpunkt de ‘Tas-Tas’ 8c+/9a.

La trayectoria de Hirayama en la roca es larga. Competición, escalada deportiva, bigwall, velocidad, boulder, etc. Una historia que merece ser contada. Lo haremos algún día.