Un nuevo paso

Solveig Korherr encadena ‘La Cabane Au Canada’, su primer 9a

La alemana de 23 años llega al 9a con una vía que probó por primera vez hace un año y para la que ha entrenado a conciencia para lograr pasar la cuerda por la cadena con éxito
Redacción
COMPARTE EN:
Solveig Korherr escalando en Rawyl
Solveig Korherr en 'La Cabane Au Canada' 9a, en Rawyl (Suiza). Foto / Hannes Tell

Solveig Korherr se ha apuntado su primera vía de 9a con La Cabane Au Canada, en Rawyl (Suiza). “No podía haber imaginado una vía y un lugar mejor para cumplir uno de mis sueños”, ha dicho la alemana de 23 años. Korherr ya había encadenado la variante más fácil de la vía, La Cabane Au Paradis 8c+, durante el verano de 2020, cuando también empezó a probar un poco el 9a, aunque sin éxito. A pesar de ello “instantáneamente supe que quería volver y escalar esta impecable línea”.

La alemana, que compagina la escalada en roca con el trabajo de route setter, era consciente que debía llegar en un buen estado físico para tener posibilidades en La Cabane Au Canada: “Cuando volví este año quería estar bien preparada y llegar saliendo de un ciclo de entrenamiento más largo. La diferencia ha sido impresionante. Podía recuperarme mejor en la parte baja de la vía y encontré un nuevo método para el crux de arriba. Me sorprendió comprobar como una pequeña presa que utilizaba en lo más difícil ahora podía cerrarla y llegar al siguiente agarre de forma más estática y segura. Esto me dio mucha confianza y supe que con una mentalidad positiva que podía trabajar, la vía estaba a mi alcance y se ajustaba a mis aptitudes”.

En solo tres años Solveig ha pasado del 8b+ -el primero que encadenó fue Kale Borroka, en Siurana- al 9a, una progresión rápida y sólida, tachando también por el camino vías como Battle Cat 8c, en Frankenjura (Alemania), o Lucifer y Southern Smoke Direct, ambas 8c+, en Red River Gorge (Kentucky, USA). Adam Ondra encadenó La Cabane Au Canada a vista, en julio de 2013, y la de Korherr ha sido la tercera ascensión femenina de la línea, tras Julia Chanourdie y Katherine Choong.

Redacción
CAMP